David 'Devilfish' Ulliott por Pac8

La primera vez que “vi” a “Devilfish” me quedó claro que era un tío con el que se debe de tener cuidado. Fueron muchos años viviendo en Inglaterra para no reconocer a un autentico “thug” inglés cuando lo veo. En un mundo en el que parece que está de moda “ir de malo” está claro que él no lo necesita… pero no nos adelantemos y juzgad vosotros.

David A. Ulliott nació el 4 de abril de 1954. Hijo de Stanley Ulliott, un veterano de la segunda Guerra mundial que trabajaba de caminero y de su mujer Joyce. David creció en las viviendas de protección oficial del barrio obrero de Kingston upon Hull.

Ulliott fue un mal estudiante y dejó la escuela a los quince años para trabajar haciendo trofeos. Tras visitar una casa de apuestas con su padre y ganar al primer intento en un caballo que pagaba 50:1, se engancha y se dedica a apostar con sus compañeros de trabajo. De hecho fue despedido por tomarse la tarde libre para ir al hipódromo.

A los 19 años, Ulliott volvía a su casa tras tener una pelea en unos billares defendiendo a su hermano pequeño, cuando le atacaron cinco hombres y sus mujeres (una de ellas le rajo la cara con un peine metálico). David se defendió y consiguió escaparse. Con posterioridad afirmó que aquella experiencia le marcó y le demostró que no podía ser “derrotado por dentro”.

Poco después Ulliott entró en una banda de ladrones de cajas fuertes. Según sus socios era una estafa de seguros en la que estaban involucrados los comercios robados y hasta la policía, que miraba para otro lado a cambio de su parte. Principalmente atracaban estancos, licorerías o talleres mecánicos.

En una ocasión tras perder 5.000£ en una casa de apuestas, Devilfish recuperó su dinero asaltándola y llevándose la caja fuerte para su casa en un carrito de bebe.
Finalmente un miembro del equipo fue detenido y delató a Ulliott. Éste se dio a la fuga durante una semana pero lo acabaron deteniendo.

David fue condenado a nueve meses en la cárcel de Leeds, donde los primeros dos meses se pasaba incomunicado 23 horas al día. En prisión cumplió 21 años. Poco después de ser puesto en libertad fue detenido otra vez y acusado del robo a mano armada de una licorería, pero era liberado sin cargos poco después.

Consiguió un trabajo en una carpintería, pero al poco tiempo ya formaba parte de otra banda. “Trabajo” que compaginaba con ser portero de discoteca y jugar a las cartas.

A los 28 es arrestado otra vez por una pelea a la salida de una discoteca y se pasa otros 18 meses repartidos entre la cárcel de Leeds y la de Durham. De nuevo se pasa mucho tiempo aislado. En la cárcel conoce a un tal John con el que planea robar un banco al salir. Sin embargo el día que el atraco debía de ser llevado a cabo, John es arrestado y Ulliott decide seguir el consejo de la mujer de John y dejar su vida de delincuente.

Poco después conoce a la que seria su segunda mujer (David tiene siete hijos de varias mujeres), y deja la vida de ladrón para abrir una joyería / oficina de préstamos.

Ulliott aprendió a jugar a las cartas de niño con sus padres, de pequeño jugaba en los recreos del colegio con sus amigos encima de las tumbas de un cementerio cercano. De adolescente ya en casinos aprendió a jugar al “three card brag” un juego británico muy popular similar al poker. Tal vez os suene más por ser a lo que se juega en la película “Lock, stok and two smoking barrels”.

Tras su segundo matrimonio, Ulliott organizaba partidas en la parte de atrás de su tienda y dominaba las partidas caseras de amigos y conocidos. Tanto que dejó de ser invitado a ellas. A finales de 1990, conoció a Gary Whitaker, el encargado de una cafetería con el que empieza a ir a distintas partidas seis noches por semana. Whitaker también hacia apuestas por Ulliott, ya que este tenía prohibido entrar en las casas de apuestas de William Hill. En principio por convertir 4.000£ en 70.000£ en una sesión, pero no se si tendrá que ver más bien con carritos de bebe.

Whitaker y Ulliott se hicieron buenos amigos, convirtiéndose éste en su chofer y teniendo hasta hoy un 10% de la acción de Devilfish.

El siguiente paso era Londres, donde entonces se solía jugar lowball y el nivel era más alto. Tuvo que adaptar su juego. Ya no era tan fácil hacer faroles, pero Ulliot afirma que fue una experiencia muy enriquecedora que hizo mejorar mucho su juego.

Aunque en Londres existían casinos, en general las partidas donde jugaba eran bastante “oscuras”, y a menudo llevaba una pistola para asegurarse que podría salir con sus ganancias. En una ocasión tuvo que disparar al techo ante un intento de robo.

En 1993 Ulliott ganó por primera vez dinero en un torneo. Tras trabajar duro en su juego de torneos los siguientes años, en 1996 gano £100.000 en dos semanas en el casino “The Vic”. Este éxito financió el primer viaje a Las Vegas para él y Whitaker.

David llevó 10.000£ con él y el viaje no estaba yendo ni bien ni mal cuando se inscribió en el Four Queens Poker Classic. Era un torneo de PLO de 500 $ de buy-in. Jugó el HU contra Men Nguyen. La ruidosa afición del vietnamita gritaba "Go on the Master" así que Whitaker empezó a grita "Go on the Devilfish." El apodo se lo había puesto hacía tiempo un amigo que organizaba una partida en Birmingham. Un devilfish (o tako) es un pez venenoso muy popular en Japón que si no se cocina bien puede causar la muerte al ser ingerido.

Tras un toma y daca lleno de puyas y burlas, Ulliott dejó a Nguyen's con una sola ficha cuando el director del torneo, a pesar de las protestas de Nguyen, decidió que empezara la pausa de una hora. Ulliott se dirigió a Nguyen y le dijo.

"Nos vamos a tomar el descanso. Es más, yo creo que deberías irte a tu habitación a pensar en tu estrategia”


Ulliott
afirma que lo único relevante de ese torneo es que estableció su apodo. Incluso se ha hecho un par de “anillos” con su “nombre”.

Antes que Devilfish, a Ulliott se le conocía como Dave the Clock (el del reloj) porque había utilizado un reloj de pie como buy in en una partida en la que sabía que había un anticuario jugando.

El año siguiente Devilfish llegó a las WSOP con 200.000$ pero los perdió rápidamente en partidas de cash y torneos. Pidió prestado otros 70.000$ más que perdió también, quedando muy mal con mucha gente en el proceso. Con sus últimos 2.000$ se inscribió en un torneo de pot limit hold 'em, llegando al HU contra Chris Truby. En la mano final Ulliott hizo all in con proyecto de escalera a dos puntas y de color contra la pareja de mano de Truby. Hizo escalera en el river y gano $180,310 y su único brazalete hasta la fecha. En el que por cierto hizo que grabaran "Devilfish".

Tras el torneo pasó por una buena racha jugando cash, ganando entre 10.000$ y 20.000$ al día durante dos semanas, incluida una sesión de heads-up PLO contra Lyle Berman en la que a pesar de ser 100.000$ el buy in y tener solo 250.000$ de bank, Devilfish le gano 168.000 $ hasta que Lyle se retiró.

Al final del viaje tenia 742.000$ que se llevo de vuelta a Inglaterra con Whitaker en bolsas del duty free.

En 1999, Ulliott fue uno de los 40 jugadores que apareció (y ganó) en la primera temporada de Late Night Poker , una serie de TV que estrenaba una entonces nueva tecnología para ver las cartas de los jugadores… la “hole cam”.

La victoria de Ulliott le proporcionó £40.000 pero más importante aún para el poker fue un éxito al ser vista por más de un millón y medio de espectadores. Un número enorme para el canal y la hora a la que se emitía. La personalidad de Ulliot seguramente tuvo que ver con el éxito y la renovación del programa… el poker llegaba a la TV.

Desde entonces Ulliot ha sido un habitual del circuito internacional( 5.500.000 $ en total), con victorias sonadas en WPT, llegando lejos en las WSOP ( ha perdido en el HU de 5 eventos, dos de ellas con AA en la mano). Nadie se queda indiferente ante Devilfish. Capaz de lo mejor y lo peor, puede generar polémica o hacer callar a Mike ‘The Mouth’ Matusow. Es considerado uno de los mejores jugadores de PLO, y es un fijo de las partidas cash más altas que se organicen en los torneos.

“Nadaría a través de aguas infestadas de tiburones con una chuleta al cuello con tal de jugar contra los mejores jugadores de poker del mundo “.

Definitivamente Ulliott es un jugador carismático, una autentica estrella en Inglaterra que tiene cientos de anécdotas interesantes, desde tirarse en una partida de PLO de poker al leer correctamente que su rival tenía escalera de color, o el clásico de jugarse el coche en una mano (la gracia es que no era suyo y tuvo que llamar al dueño al día siguiente para preguntarle que por cuanto se lo vendería).

Devilfish era conocido por su imagen de pelo engominado, chaqueta de cuero y gafas de sol naranjas, pero recientemente decidió cambiar de look, al ir a una fiesta en las Vegas en la que

“Todo el mundo iba igual que yo”.

Todo esto de la mano de una preciosa chica de 20 años, y con un Vodka en la otra.

Bibliografía

Comentarios