Apostando fuera de posición, escribe Gus Hansen

Un excelente artículo del Gran Danés sobre su visión de la influencia de la posición en el juego, publicado en The Online Poker League:

Cada guía de estrategia de Hold'em habla de la importancia de la ventaja posicional. El pensamiento estándar es que el jugador que actúa último tiene más información que sus rivales, así que tendrá una mejor sensación de donde está parado en la mano, y así podrá tomar mejores decisiones. No hay dudas de que esto es verdad, pero es importante entender que el poder que viene con la posición se otorga frecuentemente al jugador de la posición en late, por el jugador en early.

Para entender lo que quiero decir, consideremos una típica mano de No-Limit Hold'em. Digamos que estoy en la ciega grande con 78, una buena mano que bien vale un flop. El jugador en el botón sube tres veces la ciega grande y decido aceptar. Muchos jugadores harían un check en el flop en casi cualquier circunstancia, pero al hacer esto se le da el control al último jugador. Puede apostar según tenga o no una buena mano, poniéndonos en una incómoda posición si en el flop no sale nada que nos ayude.

En una mano como ésta, creo que lo mejor sería preguntarse luego del flop: ¿pudieron estas cartas ayudar a mi oponente? Una vez que contesto a esta pregunta, puedo decidir como proceder.

El flop sale AK9, seguramente solo pasaría y esperaría una apuesta, ya que mi oponente probablemente mejoró sus cartas con este flop. De cualquier manera, si sale 952, sería más escéptico. Sé que en Hold'em, dos hole cards no emparejadas fallarán en hacer pareja en el flop un 66% de las veces, y este parece ser un flop en el que el jugador que subió la apuesta no sacó nada.

Si supongo que mi oponente no consiguió lo que buscaba, tomaré la iniciativa y apostaré aproximadamente la mitad del tamaño del bote. Apostar aquí ofrece muchas ventajas. En primer lugar, podría llevarme el pozo aquí mismo, y siempre estoy feliz de que un semi farol obligue al otro a retroceder. Pero incluso si mi oponente acepta, lo forcé a reaccionar. Si mi rival sigue oponiendo resistencia, continuaría con mi semi-farol en el turn, e intentaría nuevamente llevarme el pozo. O, si siento que mi oponente es muy fuerte, puedo pasar y retirarme ante cualquier apuesta en el turn si no consigo armar mi mano.

Intentar obtener botes cuando estás fuera de posición puede ser muy lucrativo. En torneos, comenzaré subiendo la apuesta fuera de posición con bastante frecuencia porque pienso que hay bastante poder en ser el primero en disparar al pozo en el flop. Me llevo varios pequeños botes de esa manera.

Mientras trabajas en tu juego, recuerda que no debes dar la ventaja en la mano al jugador en últimas posiciones. Busca la oportunidad de apostar fuera de posición, y tomar la iniciativa.

Comentarios