Caras bonitas del poker español por boltrok

Adelanto que este no es un artículo dedicado a los profesionales masculinos españoles que, más allá de estilos de juego, online o en vivo, etc, todos comparten una característica fundamental: son terriblemente feos.

*Si fuese holandés posiblemente no estaría escribiendo esto con Noah Boeken de por medio pero…(*broma privada que Simón y alguno más entenderán).

Supongo que os sorprenderá un tanto el artículo que viene a continuación siendo su autor un tipo que gusta de poner fotos y videos de mega-maxi-super-babes en su blog. Para los que duden de esa imagen mía de irredento pervertido, tranquilos, la vida sigue igual (que decía Julito Iglesias, conocido por ser el hijo de papuchi).

Como me dicen cruelmente mis antagonistas cibernéticos, yo, un feo “de manual”, que hace y dice cosas que no gustan a las “chicas de hoy en día” (vaya postmodernos que están hechos algunos, citando series televisivas de hace quince años), sería incapaz de escribir lo que viene, así que dejemos que mi alter ego siga escribiendo.

En este desolado paisaje estético, especialmente parecida al Gernika de Picasso es la foto del Equipo Unibet, han irrumpido dos rayos de luz con nombre propio: María Maceiras y Leo Margets.

Como no tengo el gusto de conocer a ninguna de las dos en persona (cosa que espero se solvente, en breve) me tomaré la libertad de opinar sin saber y basándome en lo que percibo y leo (“leo” de leer, no de Margets) sobre ellas, escrito de su puño y letra.

En este país, cuna del macho ibérico con disfunción eréctil y donde, de toda la vida, se ha dicho que “tiran más dos tetas que dos carretas,” no debe resultar nada fácil ser mujer. Especialmente en un mundo de hombres donde cada uno de estos cabestros se cree el mejor en lo que hace. Y este mundo no es otro que el mundo del poker.

May irrumpió en el panorama pokeril de la mano del equipo Everest e inmediatamente fue recibida por un séquito de trogloditas diciendo que estaba ahí por su cara bonita. Y puede que sea cierto. Sobre todo, de lo de la cara bonita doy fe. El resto, ella misma se ha ocupado de ir demostrando que eran prejuicios, machismo o lo más frecuente en nuestro querido país: ignorancia.

Como jugadora ha cosechado excelentes resultados en torneos (muy por encima de sus feos competidores) pero no es esta la faceta que quería destacar de ella. María me parece una de las mejores articulistas de poker que tenemos en la actualidad. Sus artículos que van desde la iniciación a temas avanzados son de una sencillez en su prosa envidiable, ya que esta sencillez, lo único que hace es dar brillo a sus contenidos directos, efectivos y tremendamente pedagógicos. Por cierto que cada vez que la veo en una entrevista, veo que esa sencillez y naturalidad no sólo está en sus escritos sino que es una característica innata de la que seguro es una crack como persona.

Supongo que los que hace dos años ladraban, se han escondido en su caseta tras ver el camino recorrido por May. Y es un camino que está recién comenzado y espero que la lleve a cotas mucho más altas aún. Lo que tengo claro es que María es tan versátil que estará en el mundo del poker mientras ella quiera.

Hasta cierto punto la historia se ha repetido este año con el patrocinio de Leo Margets por parte de Pacific (bueno, 888, no se enfaden los patrocinadores). La diferencia es que Leo, ya llevaba una trayectoria en el mundo del poker como relaciones públicas de dicha casa, y ha sido ella el centro y origen para conformar un nuevo equipo profesional.

No entraré a juzgar su juego porque, ni soy autoridad en torneos (ni siquiera llego a sheriff pitufín), ni es el objeto de este artículo. Debería bastar con decir que Leo ya ha empezado a conseguir los primeros excelentes resultados. Su incontestable belleza no debería ser obstáculo para que cualquier lector de su blog se diera cuenta de el gran esfuerzo que está haciendo por mejorar, leer, aprender de sus más experimentados( y obviamente más feos compañeros), etc.

Sin duda, Leo está al principio de un camino que María ya ha recorrido (y sigue en ello) pero a ambas les auguro un futuro excelente si perseveran en sus esfuerzos como jugadoras y como comunicadoras. Creo que Juanzo y Pastor (dos tios feísimos, como no podía ser de otra manera) han sido buenos maestros en ambos terrenos.

El esfuerzo y la disciplina son dos claves esenciales que todo jugador de poker debe desarrollar. Ellas dos tienen doble trabajo para superar lo que ocurra en una mesa y los prejuicios de una sociedad primitiva como la española. Mis más sinceros ánimos, chicas.

Desde aquí, sólo me queda animar también a que muchas más chicas se unan a la fiesta. En el país vasco tenemos a Larraitz Kortabarría, guapísima promesa (más bien realidad, con algún campeonato y mesas finales en el bolsillo) que nos ilumina con su presencia algunos torneos donde jugamos los feos. Un beso desde aquí.

La integración de las chicas en el poker es algo que ha empezado y no tiene freno. No seamos tan cafres de desacreditar a las que tenemos, por el mero hecho de que sean caras bonitas. Eso es un plus que debería congratularnos a los que compartimos charla o tapete con ellas pero en ningún momento un arma arrojadiza para que sean tratadas como mujeres objeto.

Personalmente, no apoyo tampoco los eventos en los que se ejerce la discrimación positiva, exclusivos para mujeres regalando un neceser de la Señorita Pepis. Entiendo que promocionalmente cumplen su cometido pero creo que somos jugadores de poker y punto. Independientemente de lo que llevemos...entre las piernas.

Y el que piense lo contrario, siempre puede ir a ver "tetas y culos" en el blog de boltrok u otras páginas "especializadas".

Alter ego dixit.

Comentarios