Howard Lederer emite un comunicado disculpándose por su papel en Full Tilt

El que en el momento del Black Friday fuera la cara visible de la sala, lanza un comunicado aceptando su responsabilidad en aquel escándalo que afectó a tantos jugadores.

En los últimos años, si ha habido un “malo malísimo” en el mundo del poker, más allá de la cara de pocos amigos que tiene Ilari Sahamies, ese ha sido el señor Howard Lederer.

Vas cinco años tarde.
Vas cinco años tarde.

Lederer era el buque insignia de Full Tilt Poker en el momento que explotó el Black Friday, y a su vez un gran número de jugadores vieron congelados sus fondos en la sala, sin poder tener acceso a ellos mucho tiempo después, solo cuando PokerStars desbloqueó la situación con el Department of Justice tras comprar la sala que por entonces le hacía la competencia.

Cuando esto sucedió, y tras un tiempo en paradero desconocido, Lederer apareció para conceder una extensa entrevista en la que básicamente se desentendió de su responsabilidad, pasando el marrón a un testaferro sin muchas competencias como era Ray Bittar.

Esto calentó mucho más a la comunidad de jugadores, que por entonces buscaban explicaciones a un mar de dudas que mantenían sus fondos congelados. 

Desde 2011, Howard Lederer ha sido una persona non-grata para el mundo del poker. Ha hecho varios intentos por volver a aparecer, pero siempre se ha topado con un vacío por parte de los jugadores, como aquella vez que hizo un intento de participar en un $25k del Aria y los regulares se opusieron por completo con un “o él o nosotros”.

En todo este tiempo, si ha habido una voz crítica con Lederer, esa ha sido la de Daniel Negreanu, quien le ha criticado en infinidad de ocasiones, pero a su vez manifestó tiempo atrás, que no le importaría compartir mesa con él en un torneo o un casino cualquiera. 

Después de todas aquellas críticas, hoy Daniel Negreanu ofrece a Lederer un espacio como es su blog personal, para que Lederer tenga la oportunidad de pedir disculpas a la comunidad de jugadores y del poker en general.

En las últimas horas, Lederer ha emitido un comunicado con su visión sobre todo lo ocurrido entorno a Full Tilt, y cómo ve las cosas pasados unos años. Hemos considerado oportuno traducir el texto íntegro para que así pueda llegar a aquellos miembros de la comunidad que también en España se vieran afectados por la congelación de fondos.

Escribo para pedir disculpas a todo el mundo perteneciente a la comunidad del poker, especialmente a aquellos jugadores que tenían dinero en Full Tilt Poker a fecha 15 de abril de 2011. Cuando Full Tilt cerró en 2011, quedaron congelados los fondos, hubo una venta acelerada para recuperar los mismos, y una larga demora hasta que se pudo empezar a pagar a los jugadores. Durante todo este proceso, hubo pocas o casi ninguna explicación sobre lo que estaba ocurriendo, y ninguna disculpa. Los jugadores se sintieron desamparados. Creían en la sala y creían en mí, pero yo no estuve a la altura de la confianza que en mí habían depositado.

Acepto toda responsabilidad por el fallo que Full Tilt causó en los jugadores en cuanto a la protección de sus fondos y sus depósitos, algo que desencadenó en el Black Friday. Eso nunca debería haber llegado a ocurrir. Debería haberme adelantado a dicha situación o haber previsto que algo así podría acabar ocurriendo. Yo fui uno de los fundadores de la compañía que puso en marcha Full Tilt Poker, y me acabé convirtiendo en la cara más conocida de la compañía. Muchos jugadores jugaban en la sala por el simple hecho de que creían en mí.

Pese a que ya no me dedicaba a revisar el día a día de las operaciones de la compañía, mi falta de atención durante los dos años previos a que explotara el Black Friday, puso en peligro los depósitos de los jugadores. Mi participación en la sala entre los años 2003 y 2008 me puso en una posición de confianza hacia los jugadores, una confianza a la que acabé fallando por no asegurarme de que Full Tilt se siguiera gestionando correctamente cuando me alejé de ella en 2008. Fracasé en esa misión, en la de asegurarme que existiera permanente vigilancia sobre lo que se estaba haciendo en Full Tilt. Los jugadores no fueron capaces de recuperar su dinero durante mínimo un año y medio, y para muchos el tiempo ha sido mucho mayor. He sido jugador de poker toda mi vida. Sé lo importante que es tener acceso al bankroll. La frustración, la ansiedad durante todo este tiempo para los clientes de FTP ha sido inaceptable. Mis disculpas nunca serán suficientes.

Mientras FTP fue creciendo y creciendo, recibí muchísimos elogios y comentarios positivos. No me podía creer que poco tiempo después, los titulares hacia FTP fueran tan sumamente distintos. Los primeros dos años después del Black Friday puse un montón de excusas tanto a mis amigos, como a mi familia, así como a la propia comunidad, alegando que yo no era el malo de la película, yo no era el culpable de lo que había ocurrido. Meses más tarde, centré mis esfuerzos en defender mi honor y demostrar que yo era una víctima más. Me faltaba una visión más global de la situación.

En la boda de un amigo, en otoño de 2014, estaba yo sentado hablando con alguien sobre Full Tilt. Estaba quejándose de lo injusto que había sido mi destino en la vida. Me dijo: “Howard, no importa si conocías lo que estaba sucediendo sobre el déficit o lo que has hecho para conseguir que se les acabe pagando. Los jugadores sienten que les has mentido. Fuiste la cara visible de la empresa durante muchos años. Miles de jugadores jugaron en la sala solo por la confianza depositada en ti. Muchos profesionales representaron la sala simplemente por ver que tú estabas involucrado en ella. 

En ese momento, los comentarios de mi amigo fueron como un golpe directo al estómago, algo que me hizo ver las cosas de forma distinta, más claras de lo que las había visto hasta entonces. Una disculpa no es suficiente, pero es todo lo que en estos momentos soy capaz de ofrecer. Lo siento.

¿Qué te parecen estas declaraciones? ¿Las consideras tardías? 

Comentarios